XARDÍN ABERTO A TODOS; PECHADO A MOITOS. O meu pequeno mundo non é público, é un espazo privado aberto en público. Ninguén che manda leelo; ninguén cho prohibe. AVISADO VAS.

domingo, 15 de xaneiro de 2023

Betula III. Inédito do Padre Sarmiento.



A dous meses da data do 9 de marzo unha chuvieira de apoios dende todos os sectores da vida galega está a regar as nosas espranzas : Rosalía Pazo Maside, artista; Jesús Valmaseda,  escultor; Pepe Cáccamo, escritor; Anxel Huete, pintor; Tono Carbajo, fotógrafo; artista, Miguel Anxo Rodriguez, profesor de Historia da Arte na USC, Saúl de La Peña, biólogo, naturalista da cerna, Ana López Bañobre, enxeñeira técnica; Manolo Rico, médico no hospital Juan Cardona; Susi Quintana, periodista da TVG; Álvaro Pérez Pérez, naturalista, estudante de Bioloxía; Paco Girón, vedraño naturalista da SGHN; Loli Rubido, guía local; Jesús Quintana, médico do Sergas; Mª Xosé Rodriguez, arqueóloga e concelleira polo BNG; Martina Horta Pérez, bióloga e profesora; Jose Arribe, activista cultural incansable; Quique Vázquez, dinamizador cultural do concello de Cedeira; Dora Yañez, licenciada en filoloxía; Lucía Brage, Doctora en Protección do Patrimonio; Manuela Loureiro Leonardo, profesora de Ciencias no IES Punta Candieira; Luis Rubido, avogado e concelleiro polo PP; Margarita Ledo Andión, cineasta e catedrática da USC; Juan Oubiña, profesor titular de Botánica na facultade de Farmacia da USC; Susana Franco Maside, bióloga; Daniel Río Rubal "Caxigueiro" artista plástico; Flora Núñez Sánchez, docente; Clara Cerviño Becerra, bióloga e ilustradora científica; Andrés Leira, mariño mercante; Xabier Viana Tomé, xornalista; Marta Viana Tomé, comunicadora de museos; Agar Ledo Arias, historiadora da arte; Vítor Vaqueiro, escritor e historiador da fotografía;  o Museo Mares de Cedeira,  con toda a súa directiva arrimada; e a Asociación Cultural Flor De Santiago... e ben sabemos  que  o teu apoio está a piques de chegar. Non hai présa. 



Estes arrimos que de cada entrada se explicitan son aqueles achegados por  amigos, ou amigos de amigos, que  mo comunican persoalmente. Sei que hai moita xente pra min descoñecida que apoia a idea e libremente decide replicar e multiplicar a teima. De feito estase a producir unha maretada de  difusións particulares,  de cada quen en cada unha das súas redes sociais,  de modo que -moito máis alá do esperado por este o voso seguro servidor- a data do 9 de marzo, natalicio de Martín Sarmiento, Día do Naturalismo Galego, está sendo acollida cun entusiasmo que non fala senón da vitalidade creativa da sociedade civil galega, capaz por si mesma de construir futuros sen esquecer pasados. Doume de conta de que isto é así  polo alto número de visitas que este blogue está acadando semana a semana. 


Viva Galicia, la mar me coma!!!


    Se nosoutros estamos dacordo, quen é quen pra dicirnos que non? En nós non manda ninguén. Esta proposta do Día do Naturalismo Galego en coincidencia ben merecida co natalicio de Martín Sarmiento, é unha asociación libre de vontades non burocráticas. O obxectivo é conquerir unha masa crítica de vontades que se recoñezan expresadas nesa data. Se cando queira quen queira, Consello da Cultura, Deputacións, Academias, Xuntas, Concellos... recoñecen a pertinencia do asunto, non serán máis que ben recibidos, acollidos e estimados. Esta proposta non ten máis portas pechadas que as que poda ter unha noite estrelada.





Arbol Betula, 

en Gallego Bidueyro, Abedul en Castellano, Francés boleau, Bedollo Italiano.

3ª Parte






Usos económicos


43… La disertación 41 de las Amenitates del citado Carlos Linneo recitada en Upsala el año del 1748 tiene el título de Flora Económica. En ella pone los usos domesticos de muchos vegetables, si hubiese tanto esrito en este asunto como hay en el asunto de las virtudes médicas sabríamos bellísismas cosas, ciertas prácticas útiles y curiosas. Sobre esas no habría disputas como las hay sobre las virtudes. He pensado que el atractivo para que  los españoles se dedicasen a la Historia Natural y en especial a la Botánica sería dedicarse primero a saber los usos económicos y enseñarles a los niños o a practicarlos delante de ellos, veo que los niños conocen los mixtos que sirven o a su golosina o a sus enredos. después serían más consiguinetes al conocimiento de las virtudes, al conocimiento de los usos.



44… Esto con más facilidad cuando hay a la vista y a la mano abundancia natural de mixtos y de vegetables en el país respectivo. Por ser tan abundante de abedules la Laponia, tienen los lapones muchos usos  útiles de ese árbol que pone Linneo en su Flora Lapónica. De esos. y de otros que he leído en algunos libros. Daré aquí una breve noticia. Mi fin es para que esa noticia se extienda por toda Galicia en donde hay bidueiros y por los demás paises de España en donde hay abedules.



45… Arbol betulaabedul, bidueiro y bouleau. Es bueno para utilizar las tierras totalmente infructíferas y estériles y aunque sean arenales. Su hermosura y corpulencia convidan hacer paseos como alamedas. Es su sombra muy saludable y podrá adornar fuentes y arroyos. En el Diccionario Francés Universal se dice que hay o hubo en Alemania un abedul tan grande y frondoso y coposo que podrán estar juntos a su sombra 365 convidados. Creen los lapones que el que en las tempestades se refugie a la sombra del abedul estará seguro del rayo al modo que los romanos creían lo mismo del laurel. Al caso despedirá de si como el laurel un vapor aromático y balsámico que altere in bonum su singular atmosfera.



Hojas


46… Las hojas del abedul son gustoso alimento para el ganado. Recógense esas hojas a su tiempo, se secan y se guardan para dar al ganado en invierno. Las hojas tiñen de amarillo no solo la la lana (sic) sino tambien los huevos. 

 


 Varas 


   47… Las fasces de los romanos para castigar se componian de varas de abedul por eso dijo Plinio: terribilis magistratum virgis. Hoy castigan en Alemania a los niños con varitas de abedul y lo mismo en Francia y por eso Mr Vaillant llama al abedul cetro de los maestros de niños. Antes había dicho lo mismo Marcial: ferula que tristes sceptra pedagogorum, hablando de la ferula que era la palmatoria para castigar a los niños. Ferula es la planta nartex de los griegos que en castellano se llama cañaheja y en el libro de la Montería, cañahierta, menos distante de cañaferula y como la cicuta se llama tambén cañaheja y se distingue del nartex o ferula y esta planta es muy rara, es impropio el nombre de cañahierta cañaheja para la cicuta.



48… Por lo mismo de ser tan correosas y flexibles las varas del abedul sirven para domar potros.  Los lapones creen que a Christo azotaron con varas de la bétula enana, pero es error pues no nace en Palestina semejante arbusto. Las varitas muy delgadas del  abedul sirven para canastillos para jaulas y para cazar pájaros embarrándolas de liga. Las más gruesas sirven para escobas para sogas para atar y hacer redes. En Laponia las ramas medianas son especiales para asadores.



Ramas


49… De las ramas gruesas se hacen arcos de pipas, mayores y menores, tambien se usan para estacas de viñas. Gabriel Claudero refiere en el Colegio Curioso de Alemania (decuria 2ª, Año 6, observt. 41), que habiendo arrimado a una cepa nueva una estaca seca vieja de abedul penetró la cepa por en medio del abedul y allí salieron hojas de viña.



Corteza


50… La corteza del abedul o bidueiro es totalmente incorruptible según mil experiencias y aquí se ve un fecundo principio para mil usos. Mr Maupertuis cuando pasó a registrar el enigmático monumento de la Laponia y a medir los grados de la meridiana, dice que allí hay inmensos bosques de abedul y tan antiguos que la madera estaba hecha polvo y las cortezas sin alteración alguna. Los suecos usaban de las cortezas de abedul para los tejados según Mr Huet; más curioso es lo que según Maupertuis se ve en Upsal, allí sobre el tejado de cortezas de abedul se hecha tierra y sobre ella forman un curioso Jardín Pensil;  los salvajes del Canadá fabrican los ataúdes y cajas de difuntos de la corteza de un grueso abedul bien ciertos de que esa corteza es incorruptible. Y según Lemery los mismos fabrican sus canoas de las mismas cortezas y allí hay canoa de quince pies de largo y de 4 o 5 de ancho de una sola corteza.



51… De la misma corteza hacen en la Laponia cunas, portátiles vasijas mayores, zapatos y una especie de capas pluviales. Y yo tentaría hacer de esa corteza corchos para las abejas, acaso la miel saldría con alguna singular virtud. Los lapones según Linneo tiñen las redes de colorado con la corteza del abedul para engañar a los peces; con la misma depilan y adoban los cueros y según un anónimo, es mejor esa corteza que la de roble para las tenerías; quemada la corteza, según Rayo, se purifica el aire con su humo y según el mismo Juan Rayo los pescadores hacen de la corteza unas antorchas o hachas que les alumbran mucho, bien y por mucho tiempo para pescar de noche.




Cortecilla o Libro


52… La cortecilla exterior del abedul si de ella se hacen tiras como pajuelas de azufre sirven como de cerilla para alumbrar y para leer y yo me valí de ese arbitrio el año de 46, en caso de necesidad.  Esa cortecilla que casi es el significado de Libro en Virgilio, sirvió y sirve para escribir en ella mejor que en pergamino. Sobre este pie el citado Don Joseph Quer cirujano de los Reales Ejercitos, mandó abrir una lámina del abedul o bidueiro y como la había de estampar en papel o en pergamino tuvo la ocurrencia de que se estampara y se estampó en la cortecilla del mismo abedul que el había preparado. Ninguno que ve la estampa discurre cual es el fondo. El dicho Don Joseph me regaló una de las pocas estampas que se han usado y me sirve de adorno en la pared y para enseñarla por singular a los que vienen a mi celda.



53… Por lo dicho me ha ocurrido a mi el que la corteza del abedul por su notoria incorruptibilidad podrá servir para forros de papeles de importancia. Paso adelante. No sería difícil preparar la cortecilla para hacer de ella papel y tener un papel incorruptible en el cual se escriban las cosas ad perpetuam re memoriam. Es error como advierte el Padre Du Halde que el papel de China se hace de seda, hácese de la 2ª película de la caña bambú. A ese modo digo se podría hacer papel de abedul. Ese mismo libro o cortecilla del abedul masticada y aplicada a la rotura de una vasija de barro la suelda como dice Linneo.



Madera


54… Servía la madera del abedul para los escudos por la razón que da Plinio sirve hoy para cazuelas, platos y escudillas y aún para tornear vasos y jícaras. En Galicia y en otras partes sirve esa madera para la cocina y da una lumbre muy especial. Quemándola y recogiendo el humo es especial este humo para una buena tinta. Los carbones del abedul son muy estimados de los que derriten metales por ser el árbol bituminoso como supone Plinio cuando dice que los franceses sacaban ese betún del abedul. Olvidábase decir que Trago había visto en la Helvetia unas poesías escritas en corteza de abedul.





Jugo


55… La agua jugo que el abedul llora cuando las viñas?? es buena para beber y la bebió el botanista Trago cuando andaba herborizando. Esa misma agua es buena para lavar la cara pulir la tez y quitar las manchas y si con esa o con el jugo del tronco barrenado se empapo el cuajo de la leche para hacer quesos. Esos quesos así preparados jamás criarán gusanos según Rayo esto se debía tentar en el Zebrero.



Tronco


56… El tronco del abedul podrá servir para lo que los troncos de otros árboles; y digo que si de el se sacasen tablas. serán blanquísimas y hermosas. No sé si la madera será buena para edificios y escultura. Eso se podrá saber con facilidad. Concluyo los usos del abedul con un uso ridículo que de su tronco hacen los montañeses de la Vallesia, en los Alpes. Cuenta Luciano, que cuando entre los scythas estaba uno agraviado y no podía vengarse por si solo, sacrificaba un buey. Asaba la carne y la exponía en público, extendía el cuero en una plazuela y en el suelo; el se colocaba en el medio, atadas las manos detrás, como cautivo. Cualquiera que pasase por allí y que quisiese ayudar a la venganza, comía un poco de carne de el buey y pisaba el cuero con el pie derecho, esto era como juramentarse a defender al agraviado.



57… Josias Simler, en la descripción de la Vallesia, coteja con esta ceremonia de los scythas la ceremonia de los de la Vallesia, cuando se ven agraviados de Potestad Superior, para armar una conjura y unirse. Estos toman un tronco de betula o abedul, al modo de la maza o clava de Hércules y allí llaman a ese tronco matza y la pasean como señal de conjuración. Est autem matza signum conspirationeis: solent autem plerumque ex betula arbore matzam conficere. Las demás ceremonias se podrán leer en Sindero. En Galicia hay sombra de esa maza cuando en las ferias y romerías hay alguna quimera y se vocea: Alta madeira para amenazar  palos, lo que en oriente llaman en portugués amoucarse, corresponde a la matza.



58… He propuesto con la mayor concisión, todos los usos del abedul que he podido recoger de los libros que tengo. Dije que el abedul se llama Arbor Sapientiae y ahora doy la razón con Lemery que se llama así, aludiendo a las varas del abedul, con que castigan a los muchachos para que estudien. Yo quisiera menos castigo y más enseñanza en esos pedagogos de vara palo. Espero que al que leyere esta colección de los usos del abedul se le ofrecieran otros muchos deducidos de  los propuestos. Ya es tiempo de hablar de las virtudes del abedul.



Virtudes medicinales


59… En cuanto a las virtudes del abedul nunca hay aquella certeza que se podrá palpar en los usos. Así es preciso o creer a los autores que refieren las virtudes y en especial cuando son clásicos o abandonar todos los libros de Botánica y de Medicina. Yo soy poco crédulo en materia de virtudes medicinales que se leen en los libros. Si fuesen todas ciertas no había enfermo ni acaso difunto. La enfermedad de la piedra no es ad mortem considerada por si sola; hay mil remedios para ella y muchos con el título especioso de específicos y con todos ellos se cuentan por centenares los que mueren del mal de piedra.



60… Neprhos, en griego significa el riñón y los remedios para sus enfermedades de piedra, arenas, orina, ureteres, vejiga, etc. se llaman con nombre común nephríticos o antinephríticos. De el griego lithos, que significa piedra o cálculo y del verbo tribo, que significa desmenuzar o triturar, se formó la vos lithontriptico y se aplica a aquellos remedios que se creen con virtud de quebrantar o triturar la piedra de al  vejiga o de los riñones. Abundan los libros de remedios lithontripticos y nephriticos, de estos se podrán creer algunos como favorables, pero lithontríptico verdadero es otra Piedra Filosofal.


    61… El que se levantó con el nombre nephrítico por antonomasia es el que llaman palo nephrítico y en francés nephretico. Es madera de un árbol de la Nueva España.MOnardes da noticia de el, pero Hernández en su incomparable Thesaurus Plantarum de la nueva España, pag. 149 pone la descripción que Juan Rayo y otros han copiado a la letra. Es un arbolito, menos que arbusto, su madera es como la del peral, sus hojas mayores uqe las de laruda y menores que las del garbanzo. Su flor amarilla, su nombre coatli, etc.




62… Tomase de ese palo hecho astillas, algunas y se echan en agua. A poco tiempo se vuelve el agua de color azul. Bebida esa agua rines et vesicam ertergit dize Hernandez, refrigerat que urinae acrimontam temperat febres extinguit, et cholicis medetur. Esto se logra con. mas eficacia si se le añaden raíces de metl que es el vegetable que en España llaman pita. Allí conjetura Juan Linneo que el coatli es vegetable leguminoso. como especie de genista o gesta de Galicia la cual tambien tiene virtud; ad calculum pellendum.



63… Hernández no puso lámina, solo he visto su pintura en Mr. Pomet pero es disparatada, pues representa en todo un peral; confundiendo lo que dijo Hernández, o no entendiendo el latín. Mr Geofroy tomó de Tournefort la descripción de este árbol coatli o nephritico. Ha sido sobre curioso y útil, muy del caso, dar aquí noticia del palo nefrítico y de sus virtudes para comenzar por las virtudes de nuestro abedul.



Fin da parte terceira







Unhas poucas palabras pra ampliar un algo o que nestes parágrafos escribiú Sarmiento sobre o bido. Comentou Sarmiento no apartado 52 o uso que don Joseph Quer fixo da cortiza, propiamente da maimiña interior, como superficie válida pra imprimir sobre dela algunha estampa; e que mesmamente, vede aí o cariño o respeto e a amistade mutua,  Quer lle regalou unha delas que con moita chufa Sarmiento gardaba na súa cela, a que propiamente era máis ben un sobrado repleto de extrañas marabillas naturais, sobrado de marabillas, mini museo de Ciencias Naturais, do que poderíamos falar e non acabar. 



Estas estampas en confesión de Quer son as seguintes: Unha cos versos que Castor Durante, médico romano, escribira sobre a mesma Betula. Outra unha ilustración da mesma Betula. Unha terceira unha representación da Virxe; outra do emblema da portada do libro primeiro do Espectaculo de la Naturaleza...e aínda "otras de estas especies que he regalado a diferentes señores de la Corte." Pode que unha de estas fose a que tivese Sarmiento no seu sobrado das marabillas. Esta obra  Espéctáculo de la Naturaleza é un traballo monumental do Abate Pluchel que verteu ao castelán ao bó amigo de Sarmiento o Padre Terreros, pra quen Sarmiento escribira a  fundamental e devanceira: "Origen de la lengua gallega"



O mesmo Quer cita palabras de Sarmiento, que non sabemos de onde as toma, pero podemos supoñer, e non andar despitados, que da propia voz de Sarmiento: "Esta corteza servía en lo antiguo para escribir en ella y yo he escrito muchas veces y porque en latín purísimo esta corteza se llama librum, de ahí vino el nombre de Libro, aunque sea de pergamino o de papel."


En Sarmiento sempre o dato curioso, culto e revelador que satisfai a quen gusta de saber e do saber.



Miña ben querida e pouca xente, a cousa vai quedando parada neste punto. vouvos agradecer doutra volta o apoio que lle estades dando ao día 9 de Marzo, natalicio de Sarmiento, como día do Naturalismo Galego.



As láminas que acompañan son asemesmo da Flora Española de Quer, do tomo III e as fotografías de paisaxes dos arredores de Queiroga, están tiradas xa de vello cun sensor diminuto. Ben sei que non é o mesmo, pero outras da miña autoría non teño. Mágoa.






Os bichiños, iso si, son habituais do meu pequeno mundo, esas simpáticas criaturas do meu vivir de a diario, que nestes tempos de friaxe só se me deixan ver nos vidros de silicio do computador. É que non me falten, que me fan moita compaña. Algún deles, ben que en posturas diferentes xa terá aparecido algunha ca outra vez: teñen a súa vaidade, diminuta, pero vaidade: son xente corrente.



Miña xente, ser bós que guapas xa sodes. Abofé.



Este venres día 20 en Ortigueira as 7 e media no Teatro da Beneficencia. Haiba saúde que ganas non faltan.



Aí vos queda, este limpo chafariz de xofre, bidueiro chamado.

PAZ  E  PALABRAS


(Despós de Data: Sonia, botánica, lectora atenta e continuada deste blogue, albacea do testamento literario de Manolo Cortizas, a quen non pode haber naturalista de Ferrolterra que non o chegara a coñecer,  e de quen algún día haberá que conquerir publicar as súas memorias, vén de dicirme que Manolo  lle tiña falado e contado moitas veces do uso dos fachós de cortiza de bidueiro pra se alumear na noite polos camiños da Galicia das primeiras décadas do século XX. Sáibase: os elos de cultura está vivos)



4 comentarios:

  1. Coma sempre, cada entrada é un agasallo

    ResponderEliminar
  2. A desfrutala con saúde, paz e palabras que sexan bálsamo de maladías.

    ResponderEliminar
  3. Gracias polo terceiro agasallo! Como xa o dixen todo o meu apoio para o 9 de Marzo. Estas lecturas traenme recordos das clases de educación ambiental na universidade. Tiven de profe a Marilar Aleixandre (un pracer que puiden gozar), venme a mente algunha saída e reparar nos bidueiros. Ti estás removendo e non queda outro remedio que aprender, pois un se fai consciente de que non sabe nada. Apertiñas!

    ResponderEliminar
  4. Graciñas pola fidelidade ao blogue. A mandare.

    ResponderEliminar